CONOCE LA EVOLUCIÓN DE LAS APLICACIONES MÓVILES DE SALUD

FacebookTwitterLinkedInWhatsAppPinterestPocketCompartir
La evolución de las aplicaciones móviles de salud han aumentado considerablemente en los últimos meses. Se estima que este año, unas 500 millones de personas a nivel mundial usen alguna de las 259.000 apps que existen en el campo de la salud, listadas en los catálogos de tiendas de aplicaciones.
Gracias al avance vertiginoso de la tecnología las aplicaciones móviles para el cuidado de la salud se instalan como una oferta llena de soluciones y elementos positivos para diferentes actores sociales, desde la reducción de costos, hasta maximizar el alcance en servicios de salud, también representan un nuevo modelo de negocio y metodologías de trabajo.
Precisamente en ese nacimiento y desarrollo de nuevos negocios y soluciones hemos evaluamos el comportamiento de las aplicaciones de salud. Podría decirse que éstas apps están segmentadas en 3 fases de evolución.

Primera evolución:

La primera, enfocada en el desarrollo del producto, derivado de las necesidades claves que se están presentando en el sector salud, especialmente en países en desarrollo. De acuerdo con un estudio realizado por la Fundación de las Naciones Unidas (United Nations Foundation) algunos de los temas bajo los cuáles se están desarrollando éstas soluciones son:

  • Educación y concientización
  • Recolección remota de data
  • Monitoreo de pacientes
  • Comunicación y entrenamiento de trabajadores del área de salud
  • Seguimiento y control de enfermedades epidémicas
  • Diagnóstico y tratamiento

Segunda evolución:

La segunda fase corresponde a la comercialización de las aplicaciones como tal, ya no es solo probarlas, sino hacer negocios con las mismas. Se estima que esta es la fase en la que se encuentra un gran número de soluciones, ya que apuestan a la creación de nuevos modelos de negocio, donde las audiencias clave son, los entusiastas de la salud y la tecnología, los pacientes y las corporaciones de salud.

Tercera evolución:

Sin duda, este terreno también tiene sus retos, entre ellos la falta de regulaciones, y la presencia de muchas áreas grises para comercializar estas soluciones en distintos países es lo que le resta en su camino a la tercera fase; la cual es la llamada fase integrada: la aplicación como herramienta clave para el médico en el seguimiento y control de su paciente. En esta tercera fase, se apuesta por masificar el uso de estas aplicaciones y convertirlas en un gran aliado para el profesional de la salud. En esta fase los gobiernos y las grandes compañías aseguradoras juegan un papel clave, para crear el terreno apropiado y crear los incentivos necesarios para potenciar su uso.

 El crecimiento de las apps de salud en los próximos años:


 EVOLUCIÓN APLICACIONES MÓVILES


 TAMBIÉN PODRÍA INTERESARTE:

– ¿QUÉ ES LA HISTORIA CLÍNICA ELECTRÓNICA Y CUÁLES SON SUS BENEFICIOS?

LA EVOLUCIÓN DE LA TECNOLOGÍA EN AMÉRICA LATINA


DÉJANOS TUS COMENTARIOS ABAJO: