LAS 10 POSTURAS CORPORALES QUE EVITAN DOLORES Y MOLESTIAS

FacebookTwitterLinkedInWhatsAppPinterestPocketCompartir

Conocer las diferentes posturas corporales es tan recomendable como tener una buena actitud en nuestro día a día y para comprender bien de qué estaremos hablando, lo definiremos como las posiciones del cuerpo con respecto al espacio que le rodea y cómo se relaciona el sujeto con ella. Está influenciada por factores culturales, hereditarios, profesionales, hábitos (pautas de comportamiento), modas, psicológicos, fuerza y flexibilidad.

De acuerdo a criterios anatómicos y mecánicos la postura ideal se define como la que utiliza la mínima tensión y rigidez, genera la máxima eficacia, aprovecha los movimientos naturales del cuerpo y funciona con un gasto de energía mínimo. Es aquella que para permitir una función articular eficaz, necesita flexibilidad suficiente en las articulaciones de carga para que la alineación sea buena, además está asociada a una buena coordinación, a los gestos elegantes y a la sensación de bienestar general.

Banner-animado-01-980-x-120

Aquí compartimos algunas de las buenas posturas para las posiciones más comunes que tenemos durante el día:

  • Sentados: espalda recta, hombros atrás y abajo, y plantas de los pies apoyadas en el suelo. Recuerda que cruzar las piernas puede entorpecer la circulación y hacernos padecer de piernas hinchadas o cansadas.
  • De pie: pecho arriba y abdomen activado, ya que los músculos abdominales son los que nos ayudan a estabilizarnos. Rodillas un poco flexionadas, y peso del cuerpo repartido entre las dos piernas.
  • Al caminar: mantener la cabeza arriba y el cuello erguido, y evitar mirar al suelo, ya que puede provocarnos dolor cervical. Asegúrate de pisar correctamente: primero con el talón del pie, para pasar luego hacia la punta.
  • Al dormir: la postura más correcta para dormir es de lado y con las piernas encogidas, ya que es la que mantiene nuestra columna alineada de la forma más correcta. Dormir sobre un buen colchón, y renovarlo cuando sea necesario, es vital para conseguir un descanso de calidad.
  • Al correr: los codos deben ir doblados en ángulo recto para que el movimiento de los brazos acompañe al de las piernas. Debemos pisar con la parte media del pie (nunca recibir el impacto con el talón) para pasar hacia los dedos.

POSTURAS CORPORALES EN LA OFICINA

POSTURAS CORPORALES EN LA OFICINAPostura para estar en la oficina.

Especialmente en el espacio laboral, te recomendamos tomar estos sencillos consejos que te permitirán tener una buena postura en la jornada, considerando que comúnmente es una de las actividades que nos ocupa la mayor parte del día puedes:

  • Si trabajas sentado durante el día y tienes la opción de elegir una silla, elige una ergonómica que soporte tu peso y se ajuste a tu altura. Si no hay opción, usa una almohadilla para soporte lumbar.
  • Alinea tu espalda con el respaldo de la silla. Esto ayudará a evitar encorvarse o inclinarse hacia adelante, cosa que podrías llegar a hacer después de estar sentado por largo tiempo en tu escritorio.
  • Como en la postura de pie, mantén los hombros rectos y alineados, tu cabeza derecha y tu cuello, espalda y talones alineados.
  • Mantén ambos pies sobre el piso o el reposapies (escabel, si no alcanzas el piso con los pies).
  • Ajusta tu silla y tu posición para que tus brazos estén flexionados, no afuera. Que los codos queden flexionados entre 75 y 90 grados. Si están más rectos, estás muy lejos hacia atrás, y si ellos están a más de 90 grados, estás sentado muy cerca o muy encorvado.                                                

NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO ABAJO


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR:

– 8 BENEFICIOS DEL SALARIO EMOCIONAL

 LA JORNADA LABORAL NUNCA DEBIÓ SER DE 8 HORAS