4 MITOS SOBRE LA FERTILIDAD QUE NO CONOCÍAS

Si tomaste la decisión de quedar embarazada y aumentar la familia hay ciertos detalles, mitos y realidades sobre la fertilidad femenina y masculina  que tu pareja y tú deben tomar en consideración  si el embarazo no se da en el tiempo que lo plantearon.  Mitos que en la mayoría de los casos pasan por desinformación o mala instrucción  del especialista.

Seguramente has escuchado los mitos más frecuentes, que si el ciclo menstrual es regular el embarazo se dará sin ningún problema, la fertilidad masculina no tiene fin, los excesos y estilos de vida no afectan el embarazo, que el tabaco y alcohol solo se debe dejar cuando se está embarazada; pues todo esto tiene sus versiones y aquí te contamos cuáles son.

Mito 1: El ciclo menstrual

Este proceso no es exacto, por ende la regularidad no indica que el embarazo será seguro o al menos no en todos los casos, de hecho según estudios solo el 80%  de los ciclos son ovulatorios, el resto no poseen un óvulo fecundable.

Mito 2: La fertilidad masculina

Si bien es cierto que la vida fértil masculina tiene mayor duración que la femenina, existe el mito de que ésta es infinita, lo cierto es que según estudios del Centro de Fertilidad de San Diego los cambios climáticos, los estilos de vida y la contaminación son factores determinante para el hombre en cuanto a reproducción hablamos, elevando al 40% la infertilidad en hombres,  otro 40% en mujeres y un 20% en factores externos o desconocidos.

Banner-final- (2)

Mito 3: Excesos y estilos de vida

Para nadie es un secreto que el sobrepeso trae consigo problemas no solo desde el punto de vista físico, mental y de rendimiento, estudios han concluido que las personas con alto índice de obesidad reducen hasta un 30% de concebir un hijo ya que los procesos hormonales son muy cambiantes además de alterar la producción de óvulos y semen. Todo en exceso es dañino, es importante mantener un peso adecuado así como una ingesta de alcohol controlada.

Mito 4: Los vicios

Las mujeres embarazadas consideran que al quedar embarazadas es el momento perfecto para abandonar el tabaco y el alcohol, ya que así el bebé podrá crecer sano, pues esto es uno de los mitos más perjudiciales para el bebé, si eres mujer y fumas al menos desde hace cinco años las probabilidades de quedar embarazada se reducen a un 50%, mientras que en los hombres el efecto del tabaco produce disfunción eréctil y la calidad del semen.
Un hijo y sobre todo el proceso de gestación debe ser tratado con mucha cautela, es por ello la importancia de la lectura prenatal, la buena información médica y una vida saludable antes, durante y después del embarazo ya que son garantía de un bebé sano y feliz.

Comments

comments